martes, 17 de octubre de 2017

miércoles, 31 de mayo de 2017

PINZAPAR DE GRAZALEMA - BENAMAHOMA - EL BOSQUE

DATOS TÉCNICOS:

Longitud: 15.6 km
Recorrido: Lineal
Duración: 6: Aprox.
Dificultad: Media

 DESCRIPCIÓN

Este sendero nos sumerge en el bosque de pinsapos, abetos singular que propicio la declaración de estas sierras como Reserva de la Biosfera y Parque Natural.

El sendero comienza en el lugar conocido

como Las Canteras o Los Areneros debido  a las canteras que aquí se encuentran, a un par de km de Grazalema, en la carretera que sube al Puerto de las Palomas.
comienza a ascender entre pinos de repoblación que han permitido frenar la alta erosión del suelo provocada por las intensas lluvias.
De hecho, esta zona posee uno de los índices pluviométricos más altos de España.

Ganando altura el camino alcanza el
Puerto de las Cumbres, paso natural a la vertiente norte de la sierra del mismo nombre, desde donde la vista es soberbia, permitiendo ver la Serranía de Ronda a nuestras espaldas y una gran extensión de la Zona de Reserva delante nuestro.
Se divisa tambien el Torreón, el pico más alto de la provincia de Cádiz, y algunos pinsapos que anuncian la proximidad del bosque.

tendrá la posibilidad de adentrarse en el pinsapar, donde llamará nuestra
atención  la escasa luz que penetra en el bosque .

El pinsapo pertenece a una de las nueve especies de abetos que viven en las montañas que circundan el Mediterráneo. En concreto, ésta sólo se encuentra en Andalucía en la serranía de Ronda y la Sierra de Grazalema, donde se extiende en más de 400 ha sobre la Sierra del Pinar. Generalmente se ubica en laderas norte, protegidos de la excesiva insolación y la consiguiente pérdida de humedad, lo que genera un bosque denso
y umbrío en el que los ejemplares compiten por la luz, dejando sin hojas  sus ramas más bajas y un sotobosque escaso y reducido a unas pocas especies.

Los bosques de pinsapos estuvieron mucho más extendidos hace millones de años, cuando las condiciones climáticas eran muy diferentes a las actuales. Se trata, pues, de un vestigio de aquellos tiempos, una joya botánica restringida a un área de distribución muy reducida.

Más adelante, los pinsapos cederán el
protagonismos a los quejigos, descendiendo ya por pista en busca de la pequeña población de Benamahoma. Sobre los tajos de la sierra será pasible ver a las chovas y los buitres volando en círculos, como observándonos atentos.

Una vez en Benamohoma continuamos en paralelo al curso del río Majacceite o río del Bosque y la mayor parte de él en zona de sombra, gracias a la gran cantidad de arboles que hay, almos, chopos y una gran cantidad de higueras.

En el recorrido hay varios puentes, unos de madera y otros de cemento, pasando de un lado al otro del margen del río. También hay varias pozas en las cuales si vas con niños se pueden refrescar y jugar un rato.

En general el camino está bien conservado con escalones para salvar desniveles que son de madera y algunos de piedra. También hay un par de edificaciones en ruinas que pertenecieron
a antiguos molinos de harina, batanes, etc, y al llegar a El Bosque han construido una piscifactoría.
          

 

lunes, 24 de abril de 2017

VILLANUEVA DEL ROSARIO - ALFARNATE

 DATOS TÉCNICOS.

Longitud. 15.4 km.
Recorrido: Lineal
Duración: 5:00 h.aprox
Dificultad: Media

DESCRIPCIÓN

Con un relieve montañoso acusado de fuertes desniveles  y un modelado kárstico, el sendero atraviesa la Sierra de Jobo que forma parte del complejo montañoso "Sierra de Camorolos ", incluida en la Red Natura 2000 por sus
valores botánicos y faunisticos.
El recorrido describe una Z sobre la sierra del Jobo, que representa la máxima cota del Arco Calizo Central en el Chamizo con 1.641 m. de altitud. La primera parte asciende entre esta sierra y la de san Jorge en dirección noroeste hasta la proximidades del camping. Allí tuerce el  hacia el sudoeste para ascender al puerto  y bajar por Hondonero hasta el desvío al Tajo de la Madera.
En este punto cambia de dirección por tercera vez y hacia el noroeste de nuevo
llega a Villanueva del Rosario.
La Gran Senda de Málaga llega a quí  a su máxima altitud en el Puerto del Quejigo (o el Llano de la Cueva) con 1.385m. y la altitud media del recorrido es de casi 1.100 m., lo que da una idea del carácter montañoso de la etapa .
Las otras tres sierras que jalonan el camino son la San Jorge al principio, Sierra Gorda a poniente del punto más alto y la de Camarolos al final .
todas ellas son montañas calizas, con fuerte pendientes, tajos y relieve cástico,
de dificil andanza a no ser por los caminos .
los paisajes, tanto hacia Alfarnate al principio como hacia Hondonero y la Comarca  de Antequera al final, son para pararse a observar.
de hecho, hay un panel interpretativo en Hondonero que nos ocupará un rato analizar.
El relieve cástico crea cortados como los Tello, Hondonero o el Tajode la Madera de grandes dimensiones y roca de gran calidad para practicar la escalada, con lo que han proliferado las escuelas en ellos.
Los bosques de encina y quejigos, los matorrales de espinos majoletos, los lastonares y piornales de las zonas altas y los rodales de arces de la Dehesa de Hondonero tiene un potente efecto llamada entre los amantes de las plantas.
Y donde hay tantas variedad de plantas abundan los animales, sobre todo pájaros, reptiles y anfibios como más conspicuos, sin olvidar las cabras montesas o el esquivo corzo.
Hay un buen número de puntos de agua, algunos de ellos lagunas cársticas de indudable interés desde un punto de
vista medioambiental. Dada la orografia y el relieve, el legado patrimonial antrópico está disperso y es poco reconocible para e ojo no avisado.
Se recomienda estar atento a los pozos y fuentes, las eras y los chozos y zahurdas como los de la Cueva en el Puerto del Quejigo.